¿Ya? Pues muy bien

Miro hacia atrás y recuerdo con nostalgia cuando terminé por ejemplo el Super Metroid, un juego que me mantuvo pegado horas y horas a la pantalla y que una vez terminado me hizo sentir una satisfacción tremenda, aunque claro, no solamente me ocurrió con este juego, muchos juegos han pasado por mi vida y han logrado transmitirme también esta sensación de plenitud, ya sea porque todavía me quedaban muchas cosas por ver o por desbloquear, o porque sencillamente asumía muy gratamente que ésa experiencia había llegado a su fin.

Hoy en día raras veces vuelvo a este punto, los juegos me dejan con ganas de más, y quizá penséis que ésto ocurría por ser más fácil sorprenderme cuando era un infante, cosa de la que os daría la razón, pero también es verdad que si hoy cogiera cualquiera de ésos juegos que me marcaron en el pasado, aunque no tuviera las mismas sensaciones que antaño, volvería a sentir con muchos de ellos (no con todos) ésa plenitud de la que os hablo una vez terminados.

Yo, terminando el Super Metroid

No es cuestión de que un juego dure más que otro, de hecho hoy en día la duración de éstos suele ser más elevada aunque no tenga demasiada importancia en realidad, porque un juego que dure cinco horas puede llegar a transmitirte mucho más que un juego de cuarenta, éso ya depende de qué clase de juego/experiencia te convenga más. De lo que os quiero hablar en esta entrada es de ésa sensación de que lo que tienes entre manos ya ha terminado y que, aún disponiendo de un modo online para estirar su duración hasta hartarte en muchas ocasiones, no terminas encontrando ése algo más que te empujaba a seguir disfrutando como en otros títulos de antaño, y que ésto raras veces sea distinto aunque  puedas ampliar tu experiencia por un módico precio no es algo que me motive demasiado.

No sé vosotros, pero yo me siento un poco vacío en ése aspecto. Quizá es que soy muy exigente con los juegos de hoy, no lo sé, pero pocos son los juegos que realmente me llenan hoy en día. El abanico cada vez es más grande y podemos encontrar cientos y cientos de opciones, muchas de ellas similares y que no se diferencian más que gráficamente a los juegos de generaciones pasadas, pero otras muchas como Portal o Echochrome dejan claro que se puede continuar innovando, aunque sea más cómodo hacer algo que venda que arriesgarse a no recuperar una inversión.

Quizá sólo sea una racha y al final termine encontrando ésa plenitud de nuevo y con más abundancia, pero de momento, lo único que consigo encontrar son juegos que me gustan (a veces más, a veces menos), me los termino y a otra cosa. Xenoblade Chronicles sería una de ésas excepciones a la regla, pero por lo general, normalmente sólo encuentro experiencias desechables, de usar y tirar, de terminarte algo para acto y seguido empezar con algo nuevo y éso, sinceramente, no me hace ninguna gracia.

No digo que sean malas experiencias ni mucho menos (aunque algunas evidentemente sí lo sean), pero es que es éso, que una vez terminadas, no encuentro alicientes para volver a ellas en el futuro. Puede ser una crisis de fe o vete a saber tú, pueden ser muchas cosas, pero a la práctica, los juegos no suelen dejarme satisfecho cuando los termino, y éso, francamente, no es algo de lo que uno debería sentirse orgulloso, porque por muchas excusas que te pongan si te ocurre, a nadie le gusta que le dejen a medias.

5 thoughts on “¿Ya? Pues muy bien

  1. A mi me pasa lo mismo que a ti, ahora juego con el anisa de terminármelo y poco más. Incluso a veces ni juego a un juego por que estoy seguro que en un año sacaran la edición con los DLCs ya incluidos y errores corregidos. Yo creo que el gran problema de hoy en día es que te hacen un juego con Grafikasos pero normalmente suele estar sin acabar y con fallos, irónicamente, a pesar de ser el momento de su lanzamiento su momento de mayor coste, hoy en día es cuando nos encontramos a dicho juego en la calidad más baja.
    Antes, los juegos eran proyectos con inmensos esfuerzos por parte de las compañías y que por lo general llegaban al jugador pulidas y revisadas al máximo, por que si la cagaban podían destruir su reputación de manera irreparable y desaparecer.
    Lo que hoy normalmente sacan en varios DLC, venia todo dentro del juego…eran niveles secretos, trajes nuevos, nuevas musicas, dibujos de los desarrolladores o simplemente guiños y bromas, que animaban al jugon a exprimir el juego al máximo, pues cuando encontraban un secreto o una sorpresa lo disfrutaban como una victoria más alla de “me paso el juego”.
    Lo que antes te ganabas jugando ahora te lo ganas pagando y claro…al final el jugador sabe que una vez pasado el juego tendrá que soltar mas pasta (a pesar de se tremenda e injustificadamente caro) y le quita al juego profundidad y le acorta la vida.
    Otro factor a tener en cuenta, es que los videojuegos se han convertido en películas jugables, y lo digo por el proceso de producción y desarrollo, ahora todo es muy deprisa, se valora más a las franquicias de sagas consagradas que a ofrecer algo nuevo, así que en cada vez menos tiempo tenemos segundas partes, terceras o cuartas…que prácticamente son versiones actualizadas del anterior sin apenas innovaciones. Y así ya tenemos sagas, de juegos que prácticamente sacan un juego cada año con sus correspondientes DLC con lo que por mucho que quieras exprimirle el jugo al juego la propia compañía te esta diciendo que dejes su viejo juego y que te compres el nuevo o estarás anticuado.

    En resumen el mundo de los videojuegos ha sido invadido por el formato hollywood (Productos con poco riesgo e innovación y de fácil venta, con un gran gasto en publicidad, escatimando a la hora de desarrollar) y que gran parte de los juegos han perdido alma y profundidad (aun me acuerdo que antes con un juego o dos al año tirabas).

    [Perdonar por el ladrillaco que os acabo de meter xD ]

  2. A veces me siento un poco como tu, pero siempre acabo encontrando algún juego que me motive. Debe ser que como ahora estoy con Xenoblade (solo me queda el enemigo final), la sensación es menos alarmista😛.

    Por cierto, qué chulada de juego ^^. Y tengo mil en mente, sólo espero que no me decepcionen y me enganchen como siempre.

    Seguro que pronto encuentras un nuevo Xenoblade😉

  3. La verdad es que esta sensación cada vez es más frecuente, pero supongo que es lo habitual cuando la mayoría de juegos están enfocados al modo multijugador y las historias quedan en segundo plano.

  4. Son cosas de vivir en la época de los juegos pre-fabricados y clónicos hechos con el único fin de vender y vender, lo compras, lo juegas y cuando lo terminas a por otro, que no hay rejugabilidad ni interés de que te cuenten la misma historia otra vez.
    Para hacer un símil, la industria de los videojuegos de hoy en día es como una cadena de comida rápida con aires de gourmet.

  5. @Mack Vimes: Poco más que añadir que no hayas dicho tú ya. Gracias por molestarte en dejar un ladrillo xDDD. Grafikasos… Tú sí que entiendes caballero😀.
    @tifita: Xenoblade es un gran juego🙂. Espero que tengas razón y que termine encontrando algo que vuelva a embrujarme como lo hizo este juego, aunque francamente, lo veo algo difícil aunque no imposible…
    @GredXII: La verdad es que me da un poco de pena el rumbo que está tomando ésto, al final me volveré en un retrowhore si no lo soy ya.
    @Roy Ramker: Es que ése es el problema, la palabra indústria poco a poco se ciñe más a su significado si la enfocamos a este mundillo y éso es una verdadera lástima😦.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s