The Last Story

Los RPG japoneses han estado largo tiempo mirando con impotencia los cambios que su entorno estaba sufriendo. Impasibles ante ésto, se mantuvieron fieles a sus premisas de siempre y ésto provocó un estancamiento inevitable, y empezaron a surgir las evidentes sospechas de que el género no podía (o no sabía) adaptarse a los tiempos que corren, mientras que los RPG occidentales fueron ganando en popularidad progresivamente.

Con el paso del tiempo, los gritos de agonía de la consola de sobremesa de Nintendo han traído juegos como Xenoblade Chronicles o como el juego del que hoy voy a escribir, que aunque las comparaciones sean odiosas, lo cierto es que ambos dan un repaso al género y demuestran no sólo que éste no estaba muerto sino que dentro de él también se puede innovar, y concretando con The Last Story, también coge un poco de otros géneros y lo mezcla en una mecánica de juego intuitiva pero también exigente, y con una historia propia de la época dorada de los JRPG.

The Last Story es un JRPG de acción dirigido por Hironobu Sakaguchi. Final Fantasy V fue el último juego que dirigió de forma oficial, pues su huella queda impresa en la inmensa mayoría de los proyectos en los que ha participado, y Las composiciones musicales han sido realizadas íntegramente por Nobuo Uematsu.

La historia transcurre en la isla Lázulis, no hay un mapeado inmenso que recorrer, algo que en mi opinión no es un punto negativo porque se profundiza en la historia de un territorio concreto. La ciudad es bastante amplia y ofrece que te pierdas por ella para conocer cada rincón, mejorar tu equipamiento o para realizar muchas de las misiones secundarias que tiene el juego, comprar tintes para personalizar la indumentaria de los protagonistas o para luchar en el Coliseo.

Los protagonistas, un grupo de mercenarios que llega a la isla para trabajar para el Conde Arganan, se ven envueltos poco después de instalarse por una guerra con los Gurak, el enemigo natural de los humanos en la historia, pero también se ven envueltos por problemas internos del castillo.

El juego está cargado de cinemáticas de muy buena calidad, y además, gráficamente es de lo mejor que podéis encontrar para la consola: Su nivel de detalle tanto en los personajes como en los escenarios, sumado a la belleza y al buen gusto en el diseño de las construcciones que pueblan el juego, hacen que te entren ganas de recorrer las calles sin más, para observar a las personas o simplemente para perderte entre los callejones.

Zael, el protagonista, recibe al principio de la historia un poder que le permite atraer la atención de todos los enemigos y de potenciar las habilidades y las magias de sus aliados, pero también para contrarrestar los hechizos de sus adversarios.

Los combates, en tiempo real, son automáticos pero puedes configurarlos para atacar de forma manual, y se deja jugar tanto con el Wiimote y el Nunchuk como con el mando clásico.

La inclusión de elementos ajenos a los JRPG como las coberturas o la infiltración, además de poder disparar con una ballesta en tercera persona para atacar furtivamente al enemigo, le da muchas posibilidades al juego y a la elección de cada jugador, y además puedes utilizar el modo estrategia, que permite visualizar la ubicación del enemigo con tranquilidad para escoger con calma qué ataque o hechizo prefieres que realicen tu aliados.

Zangurak, uno de los enemigos a vencer y Rey de las Gerudo

Los jefes finales son abundantes y generalmente cada uno tiene su estrategia para ser derrotado. El juego es bastante suave en comparación con Xenoblade (sí, las comparaciones son odiosas), aunque hay momentos en los que si por ejemplo no atacas furtivamente al enemigo y éste te descubre, una horda de enemigos puede hacer morder el polvo a tu grupo sin que puedas evitarlo, pero concretando con los jefes finales, una técnica concreta que lo inmovilice o un hechizo determinado para evitar que paralice al grupo puede alterar significativamente un combate.

Las zonas que ya has visitado puedes volver a recorrerlas más adelante para obtener tesoros, dinero, para volver a enfrentarte a los jefes finales que ya has derrotado, o para recorrer zonas pobladas por enemigos que antes no podías derrotar porque su nivel era demasiado elevado.

Aunque la historia siga muchos clichés característicos del género, alguno de los momentos del juego ha llegado a sorprenderme. Para mí este juego es un buen ejemplo de mezcla entre clasicismo (por su argumento) y modernidad (por sus mecánicas jugables). Sí que es cierto que el contraste entre un argumento convencional, con una historia de amor pura, sin erotismo, pero que a la hora de personalizar la indumentaria de los personajes permita incluso dejar a los protagonistas en ropa interior, me ha parecido un contraste muy curioso.

Otro detalle importante del juego es que transmite el mensaje característico de del antiguo director de Squaresoft, prefiero no hacer spoiler, pero la razón real entre la guerra entre los humanos y los gurak viene precisamente por este detalle que prefiero que descubráis vosotros mismos. Además de todo lo que el juego ofrece en su modo historia, también tiene un modo online para seis jugadores en el que puedes batirte o contra éstos o en combates cooperativos contra jefes finales para obtener algunos objetos que de otra forma no podrías conseguir.

Y en definitiva, el juego es muy recomendable tanto para los amantes del género como para los que no. Es también bastante rejugable porque permite volver a empezar la historia con todo lo que tenías (dura aproximadamete 30 horas terminarlo), permitiéndote también saltarte las cinemáticas que abundan en el juego sin problemas. Este es otro ejemplo que demuestra que un género como éste todavía puede dar muchísimo de sí, todo un imprescindible digno de estar en cualquier estantería, aunque por otra clase de factores, como su pésima distribución, no pueda ser así.

***

Bueno, actualizo porque, aunque ni mucho menos os he engañado en esta entrada, el tiempo me hizo ver que estaba muy equivocado en muchos aspectos, porque como comprenderéis, no siempre salen las cosas como uno quiere. Tras haberlo terminado unas dos veces después de este análisis por tener mucho tiempo libre en aquel entonces, y tras todos los meses que han pasado desde entonces, la actualizo, sí. ¿Por qué? Pues por ser una espina clavada, simplemente.

El juego es un buen juego, sin más. No os esperéis otro Xenoblade Chronicles porque no lo es, y como dejaba en el aire lo de que las comparaciones son odiosas más arriba, lo repito porque es totalmente cierto. El juego te aprisiona en el lugar en el que estés, si estás de misión no puedes volver a la ciudad y éso no está bien, más que nada por haber tratado de recrear una ciudad viva en la que eres libre de hacer lo que quieras, me parece una contradicción muy importante por haberse esmerado tanto en recrear la ciudad (muy bonita, éso si. Dios da pan al que no tiene dientes, dicen). Tener que depender de la historia para poder ir de un lado a otro no está bien, aunque luego, desde la ciudad, puedes volver a los sitios visitados. Entonces, ¿Por qué no al revés? Claro que puedes volver a la ciudad si estás en un sitio que ya habías visitado, pero no si avanzas en la historia y estás fuera de la ciudad. ¿Qué ocurre con ésto? Adivinad: Que el juego se vuelve de forma irremediable en un juego lineal, cuando deja claro que no pretendía ser así, por éso considero que ésto es un error gravísimo.

Por otro lado, el sistema de combate está bastante logrado, es dinámico y permite dar órdenes a tus compañeros cuando quieras para formar la estrategia que quieras. Bebe de otros estilos de juego y ha quedado bastante bien, como los momentos de infiltración, pero también tiene un punto negativo que es el hecho de ser poco creíble, cada sala nueva que visites es una prueba nueva, un nuevo “acertijo que resolver”, y lo pongo entre comillas porque acertijos, lo que son acertijos, no tiene. Quizá te encuentras con un troll que tiene una roca encima que, con un disparo certero con la ballesta, ésta caiga eliminando de esta forma al troll, y así evitas una confrontación que podría incluso acabar con el grupo, y en la sala siguiente es posible que tengas otro “acertijo” que premia al jugador por usar su mollera otra vez para pasar con facilidad. Ésto, aunque esté bien en muchos juegos en éste no, porque no es creíble su forma de aplicarlo y le resta credibilidad de forma global al juego, pero sobretodo inmersión. Porque con tanto artificio, uno deja de creer en lo que ve. Otra cosa destacable también es que la sensación de reto pocas veces está presente en el juego.

Así que sí, el juego está muy bien, es muy bonito todo, pero tiene unos fallos muy muy gordos que le impiden estar entre los más grandes. Si queréis un buen JRPG no lo dudéis: Comprad el Xenoblade. Pero, si lo habéis terminado y os apetece algo similar, entonces sí, probadlo, es un juego muy cuidado artísticamente y os gustará perderos por la ciudad aunque sea solamente para dar una vuelta. La banda sonora, aunque no sea la mejor de Uematsu ni mucho menos, está bastante bien y acompaña todos los momentos del juego, y en resumen, disfrutaréis con un  juego correcto, pero ya está. Ya sabéis el dicho: No es oro todo lo que reluce.

7 comentarios en “The Last Story

  1. Haber si me hago con el por que le tengo ganas, acabo de terminar Final Fantasy XIII-2 y necesito algo mas profundo y menos superficial, espero que merezca la pena tanto como parece.

  2. Yo por ahora no lo he podido disfrutar todo lo que me gustaría (llevo unas ocho horas), pero por ahora me parece un juego bueno, aunque tiene carencias grandes para mi. En primer lugar los enemigos, yo por ahora no he visto muchos y farmear es algo muy gñe en este juego (como que la ultima vez que lo hice subí 12 niveles en un momento y sin problemas). En segundo lugar que por ahora sea tan lineal, a mi eso me frustra muchísimo en un RPG T T

    El diseño es precioso, me encanta lo currado que esta todo (el Conde mola mucho D: xD), y no se, espero que me guste mas aun a medida que vaya avanzando en el juego. ¿Solo 30 horas?, espero que haya algún bicho chungo a mas no poder xD Un saludico (dios, por fin un momento libre para comentar algo xDDDD).

  3. @FastETC: Espero que te guste cuando lo pruebes, a mí me ha resultado bastante entretenido, la verdad.
    @arpiman: Bueno, es que el juego no esconde ser lineal, el fallo está en no incluir pequeñas aldeas para “cubrir” los momentos en los que no estás en la isla, que a veces son hasta excesivos y no tienes la libertad de farmear de cualquier forma… Pero es un juego retro en planteamiento si quitamos su jugabilidad, de ahí que no me queje demasiado en ése aspecto. Quizá el fallo esté también en su duración, y bueno, para ti que has terminado Xenoblade, este juego va a ser un auténtico paseo en comparación.

  4. Llevo unas 4h de juego y me está gustando mucho, A mi que sea lineal no me importa, pero hasta cierto punto, me gusta que en algun momento te dejen explorar y hacer otras cosas, cosa que este tiene, poco, pero tiene. La historia y los personajes están muy trabajados, al igual que el diseño de todo el juego en general. Es cierto que tiene ciertos detalles que hacen que no sea perfecto, pero es un gran juego y un gran JRPG. El tiempo nos dará la razón a los que nos está gustando el juego, seguramente que con los años, este sea de esos juego a los que se haga referencias en muchas conversaciones, veréis.

  5. ¿Pero ya te lo has pasado? Yo lo tengo en mi famosa lista de juegos pendientes. Sueño por las noches con el veranito videojueguil que me voya pegar con mi lista… jejeje.

    Yo lo tengo pero como siempre digo… hasta que no acabe Xenoblade no hay nada que hacer ;). No obstante he jugado un poco unas horitas para probarlo y me ha encantado loq ue he visto :)

  6. “Zangurak, uno de los enemigos a vencer y Rey de las Gerudo”

    Ja, ja, ja… veo que no soy el único que lo pensó. Y me voy a morder la lengua para no hacer spoilers… XD

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s